Belleza

Hipoglós te protege y acompaña durante todo el año

A través de sus líneas de productos: Hipoglós Cuidado Diario e Hipoglós VL, la marca ayuda a aumentar el cuidado de la piel de toda la familia.

La piel es el órgano más extenso del cuerpo, que nos cubre y protege de agresiones externas. Muchas veces, en las actividades diarias, la piel se lastima y se producen heridas superficiales que precisamos tratar.

Por ello, Hipoglós sumó a su línea para el cuidado de la dermatitis del pañal, a “Hipoglós VL”: una pomada cicatrizante, regeneradora, antiséptica y revitalizadora de los tejidos de la piel. Su fórmula multiacción está especialmente diseñada para el tratamiento local de heridas y raspaduras menores, quemaduras leves, e irritaciones y eccemas de la piel. Su uso está recomendado tanto para niños como para adultos, lo que la convierte en un producto ideal para el botiquín del hogar, así como también para el botiquín de primeros auxilios para los viajes.

La Dra. María Inés Hernández detalló la importancia de sus principales componentes:

Vitamina A (100.000 UI): su forma activa (ácido retinoico) contribuye tanto con la regeneración de las células como de las fibras de colágeno y elastina de la piel.

Óxido de Zinc: gracias a sus propiedades antisépticas, genera una barrera protectora sobre la piel que atenúa la irritación, disminuyendo la picazón y el ardor. Ayuda a prevenir infecciones.

Lanolina: ayuda a la piel a mantener su humedad, aumenta la suavidad y flexibilidad, previniendo la formación de costras.

Por otro lado, Hipoglós cuidado diario ayuda a prevenir la dermatitis provocada por el pañal, así como también calma, hidrata y regenera la piel del bebé. Gracias a su fórmula con pro-vitamina b5, aceite de almendras y manteca de karité, aporta suavidad, elasticidad e hidratación profunda a su delicada piel. Es un producto que desde sus orígenes ha contado con el aval y el respaldo de médicos, sobre todo pediatras que lo han recomendado a generaciones de mamás para el cuidado de la piel de sus bebés que se suele irritar por el roce y la humedad del pañal.

“Hoy las mamás lo eligen para el cuidado diario de la delicada piel del bebé, ya que actúa rápidamente mejorando el prurito, ardor y/o dolor provocado por roces o lastimaduras. Además, ayuda a prevenir las infecciones y favorece a una rápida cicatrización”.  Expresó la Dra. María Inés Hernández.

Periodista.Editora marcelafittipaldi.com.ar. Ex-editora Revista Claudia, Revista Telva España, Diario La Nación, Diario Perfil y revistas femeninas de la editorial

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.