Salud

El valor de la vitamina C en una dieta equilibrada para reforzar el sistema inmune

Se trata de un nutriente clave en esta coyuntura sanitaria, ideal para fortificar el sistema inmunológico y aumentar las defensas.  La Dra. Virgina Busnelli (MN 110351), Médica especialista en Nutrición, analiza cómo incorporar la vitamina C en nuestros hábitos alimenticios.

 

En la actualidad con la pandemia del COVID-19 y una tasa creciente de afectados que amenaza la salud; médicos, nutricionistas y entidades globales como la Organización Mundial de la Salud y Unicef consideran indispensable reforzar el cuidado de nuestra salud, tanto en lo social como personal. Para esto, destacan el valor de mantener una dieta saludable y natural frente a estas amenazas.

En coyunturas como esta, la vitamina C es uno de los mejores aliados porque apoya la función de células inmunes, colaborando con su regeneración constante y cumpliendo también un rol de antioxidante. Además, puede ayudar a reducir el riesgo de enfermedades crónicas que, frente al coronavirus, pone a las personas que las padecen dentro de un “grupo de riesgo”, haciéndolas más propensas a sufrir mayores dificultades ante un eventual contagio.

Es importante destacar que la vitamina C debe ser ingerida a través de la alimentación, ya que el cuerpo no puede producirla por su cuenta y tampoco almacenarla. “Las frutas cítricas como la naranja son una excelente opción para incorporar este valioso nutriente en cualquier momento del día, pudiendo consumirla como alimento o como bebida. En este sentido, el consumo de jugos exprimidos 100% naturales, sin conservantes ni aditivos, hace posible acceder a todas las propiedades de la fruta sin recurrir a suplementos artificiales. De hecho, las vitaminas que contienen los jugos exprimidos no pierden sus propiedades de forma inmediata ni tampoco lo hacen por estar envasados; pero es importante consumirlos antes de las 72 hs una vez abierto” indica Virgina Busnelli (MN 110351), Médica especialista en Nutrición.

Como complemento a la naranja y otros cítricos como fuente de vitamina C diaria, la OMS también recomienda una dieta rica en verduras como brócoli, coliflor, espinaca, repollo,  morrón, papa y batata. De esta manera, se advierte que pequeños cambios en el estilo de vida de las personas puede generar grandes beneficios en la salud individual y colectiva. Por eso, las tablas de ingestas dietéticas de referencia elaboradas por el Food and Nutrition Board, institute of Medicine, establecen una dosis diaria recomendada de 75 y 90 mg/d para mujeres y hombres adultos respectivamente, 65 y 75g/d para mujeres y hombres adolescentes respectivamente y de 15 a 25g/d para niños. En mujeres embarazadas la dosis aumenta a 85 mg/d. Estas dosis se pueden ingerir muy fácilmente ya que, por ejemplo, 1 vaso de 250ml de jugo de naranja exprimido contiene entre 150 y 165 mg de Vitamina C; y un vaso de 250ml de jugo de naranja envasado 86mg.

 

Periodista.Editora marcelafittipaldi.com.ar. Ex-editora Revista Claudia, Revista Telva España, Diario La Nación, Diario Perfil y revistas femeninas de la editorial

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.