Los jugos de fruta en la vuelta al cole

 

Buenos Aires, marzo 2019 .-  Los jugos de fruta son una categoría en crecimiento y juegan un rol importante en las colaciones de los chicos para cuando vuelven al colegio.

Del Valle entiende que el mundo vira hacia el consumo de productos sanos y, por eso, cada vez más apuesta a desarrollar productos saludables.

En sintonía con esta tendencia, lo que busca Del Valle, de Familia Saccani, es aportar facilidad a las familias para armar las luncheras con productos que aportan energía y a la vez llevar tranquilidad sobre lo que están consumiendo sus niños.

Los jugos de fruta de Del Valle tienen un alto porcentaje de frutas y es una fuente de vitaminas fundamental para afrontar todas las actividades escolares.

La compañía, además, sabe acompañar este desarrollo de la industria a través de diferentes sabores y tamaños, brindando información útil para que los padres puedan decidir.

Asimismo, Del Valle ofrece productos de óptima ecuación en precio-calidad y esto permite también que sea la opción ideal a la hora de elegir entre otros competidores.

Sus presentaciones de frutas naranja, manzana, durazno, multifruta y manzana light se pueden encontrar en todas las cadenas de supermercados, mayoristas y minoristas en todo el país en tamaños de 200 ml y 1 litro en envases brick marca IPI reconocidos por sus maquinas italianas – IPI a coesia company.

Como dice su nueva campaña: “Con Jugos de frutas todos los días”.

 

Sobre Del Valle

 

La historia comenzó  en 1957, cuando un joven autodidacta, valiente y audaz, hijo de agricultores, decidió irse de Pergamino a Buenos Aires en busca de su sueño de ser industrial. Sin conocer a nadie, Virginio Luis Saccani tuvo que comenzar de cero, puso un lavadero y luego empezó a vender productos terminados como vinos, tomates, duraznos envasados, etc. En febrero de ese año tuvo un golpe de suerte que cambió su vida para siempre: adquirió Sidra Del Valle. Así fue creciendo y tras muchas horas de trabajo y orden estricto empezó a manejar un gran volumen de producción.

En 1976 Saccani compró la primera planta fraccionadora, situada en San Fernando, provincia de Buenos Aires donde hasta hoy en día se producen y envasan todos los productos de Bodegas Cuvillier.

Años más tarde, ya habiéndoles dejado el legado a sus tres hijos, fueron ellos quienes, además de seguir agrandando el mercado de la sidra, decidieron incursionar en el mercado de los jugos embarcándose en un proyecto que hasta el día de hoy no para de crecer. Marcelo, Javier y Paula Saccani son quienes hoy llevan al frente la empresa manteniendo a todos sus productos entre los más elegidos del mercado.

Precio de venta público:


envase de 200 ml: 

$12,90


envase de 1 litro:

$39,90

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.