Actualidad

Higiene y limpieza: Cómo cuidarnos 

 

  • En la medida que se extienda la flexibilización de la cuarentena, cada vez más personas tendrán la posibilidad de salir y reanudar sus actividades. Para poder llevar a cabo este desafío y minimizar los riesgos, será importante seguir medidas estrictas de higiene y limpieza del hogar y de espacios comunes para continuar cuidándonos del contagio.

 

El desafío de volver a utilizar el transporte público, frecuentar comercios, visitar consultorios, y asistir al trabajo, entre otros, requerirá una serie de medidas preventivas destinadas a la limpieza personal y a las superficies que nos rodean.

Hoy en día, la manera efectiva de controlar la propagación del virus es limpiando las distintas superficies con jabones y detergentes, desinfectar con productos químicos como oxidantes, disolventes orgánicos y biocidas. Eliminar el virus de las superficies, reduce la probabilidad de llevarlo de las manos al rostro y generar el contagio.

Entre los productos más conocidos, se encuentran los jabones en barra; jabones líquidos; detergentes para la ropa; detergentes lavavajilla; disoluciones de hipoclorito de sodio; disoluciones de peróxido de hidrógeno; limpiadores multiusos; desinfectantes; y limpiadores a base de aceite de pino.

Los expertos en Química de la división de Cuidado del Hogar y Personal de BASF recomiendan estar atentos en la limpieza de las distintas superficies:

  • Objetos de uso común

La sensación es que habrá que acostumbrarse a nuevas rutinas de limpieza. Los cuidados a la hora de manipular los objetos, sobre todo aquellas superficies que se toquen con las manos como: picaportes; manijas de baño; canillas; pasamanos; llaves de luz; porteros eléctricos; botones de ascensores y todas las superficies de cocina. “El Tinosan HP 100 es un antimicrobiano de amplio espectro altamente activo y efectivo contra una amplia gama de bacterias y virus recomendados para limpiar superficies duras; entre otras”, explica el licenciado Nicolás Cotliar, experto para el Cuidado del Hogar de BASF.

  • Telas y prendas

En este nuevo contexto, hay que tener en cuenta que la ropa es también una superficie que puede tomar contacto con el virus. Para un mejor lavado, es importante saber que a los detergentes en polvo o líquidos, pueden adicionarse quitamanchas a base de peróxido de hidrógeno líquido para lograr una mejor eficiencia.

“Hoy en día pueden encontrarse en el mercado soluciones innovadoras que brindan mayor eficacia y rendimiento para los jabones de ropa y detergentes y generan soluciones para combatir el virus del Covid-19. Soluprat® de BASF, es una formulación premium concentrada para quienes desean desarrollar rápidamente una línea de productos de limpieza. Soluprat® ofrece bases para distintos productos que reduce la complejidad, los tiempos y el consumo de energía en los fabricantes y brinda una alta eficacia de los lavados y beneficios para las rutinas de limpieza de los consumidores. Su alta carga de detergencia hace que su acción desinfectante sea muy marcada, actuando sobre las membranas de la pared celular de los virus”, aclara el experto.

Fuera de hogar, se sugiere llevar siempre un rociador o pulverizador de unos 100 ml de alcohol al 70% para proteger las prendas y prevenir que el virus se impregne en las telas.

Sacarse y limpiar los zapatos al llegar al hogar también debería volverse un hábito, ya que en la suela quedan miles de bacterias y virus. Según los expertos, los elementos necesarios para su desinfección son trapos húmedos y limpios; media taza de cloro; un balde con agua; y esponja.

  • Alimentos

Si bien no se ha comprobado la transmisión del coronavirus a través de productos comestibles, podría existir un potencial riesgo de transmisión en casos de personas infectadas que manipulen las superficies de los envases y alimentos frescos como frutas, verduras y carnes.

El lavado de manos durante 20 segundos como mínimo es importante al regreso de las compras, aun si se usan guantes, dado que si están contaminados, pueden propagar los gérmenes a las manos.  En cuanto a los vegetales, hay que retirar las superficies externas de hoja y desinfectar el exterior de frutas y verduras para consumo en crudo.

También hay que desinfectar los envases de alimentos con una preparación de una solución de 10 ml de lavandina (2 cucharadas soperas, dependiendo de su concentración), en 1 litro de agua. En cuanto a los productos que no pueden mojarse, Cotliar sugiere utilizar un rociador con alcohol al 70%.

Asimismo, se deben desinfectar las superficies de uso común, como mesadas y tablas de cortar y utilizar paños desechables o lavar los repasadores después de cada uso con agua caliente y jabón o detergente.

  • Transporte público y grandes superficies

Uno de los grandes focos de contagio del COVID-19 son los medios de transporte público. Los encargados de sanitización de colectivos; subtes; y trenes, emplean por lo general los mismos productos que se utilizan en hospitales, hoteles e instituciones públicas. “Existen en el mercado productos formulados con compuestos que funcionan como biocidas, sanitizantes y desinfectantes. Los insumos que BASF recomienda utilizar para elaborar productos sanitizantes para superficies de alto tránsito son antimicrobianos como Fenoxietanol (Protectol PE CO); Diisetionato de hexamidina (Elestab HP 100); Ácido Láctico y APG (Glucopon); Ácido Cítrico Y Surfactantes; y Glutaraldehído (Protectol GA 50) de BASF”.

 

Periodista.Editora marcelafittipaldi.com.ar. Ex-editora Revista Claudia, Revista Telva España, Diario La Nación, Diario Perfil y revistas femeninas de la editorial

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.