LA GRAN COMIDA DE AMERICAN EXPRESS EN PUNTA DEL ESTE

Punta del Este, enero de 2017.-  La agenda del verano en la costa uruguaya sumó un evento que dio que hablar: la espectacular cena de American Express en Bagatelle Beach para clientes Centurion y amigos de la marca.

El reconocido bistró francés, que abrió sus puertas por segundo año consecutivo en Punta del Este, fue el escenario perfecto para la noche. No solo se destaca por su carta inspirada en sus raíces de la Costa Azul ofreciendo una experiencia culinaria con tradiciones mediterráneas, sino que su ambientación, diseño y atención cumplieron con todos los requisitos para que American Express sea el  anfitrión de la noche.

El CEO y Gerente General de American Express Argentina S.A., Henry Seeber, recibió a los invitados junto a la pileta con vista al mar. Los invitados disfrutaron de unos tragos diseñados exclusivamente para la noche y pudieron conversar entre ellos. Entre las primeras celebridades, llegó Nacho Viale junto con sus amigos, quienes rápidamente se instalaron en una mesa.  Las hermanas Della Giovampaola dieron el presente juntas con una elegancia que ya es su sello tradicional; Patricia, vestida por Stella McCartney, y Rosella lucía un vestido de Valentino.

Poco a poco los asientos se fueron ocupando y entre risas y conversaciones se podía encontrar a Ana Rusconi, Cecilia Zuberbuhler, Soledad Ainesa. Fernando Trocca se alejó de la cocina de su restaurante por unas horas para disfrutar la noche y conocer Bagatelle Beach de la mano de American Express. Ricky Sarkany y su esposa y conversaron hasta que apagaron la música.

Sin embargo, la gran (y linda) sorpresa de la noche fueron Germán Paoloski y Sabrina Garciarena, quien mostró su embarazo y confesó: “Creo que será varón”.

La experiencia Bagatelle Beach tuvo su lugar cuando los mozos, con una sincronización casi coreográfica, desembarcaron en las mesas con los platos principales: Poulet Fermier á la Truffe, Ravioles á la Royannaise y Filet de Boeuf au Feu de Bois. Diseñados por su chef Gastón Dabove, los platos representaron las mejores combinaciones francesas.

El gran evento culminó con la dupla creativa de Anita Alvarez de Toledo y Carlitos Casella en ‘Amor Prohíbido’, una interpretación de clásicos melódicos absurdos de las épocas de los ‘60 y los ‘70.

Al terminar la presentación,  en un desfile de bengalas, los mozos realizaron su segunda coreografía de la noche.  Las mesas, esta vez, se llenaron de frutas de estación junto con los clásicos de la casa: Tiramisú Bagatelle Style, Créme Brulée á la Vanille y Truffe au Chocolate.

La noche llegò a su fin y los invitados se fueron despidiendo con la promesa de volver a Bagatelle Beach.  Si de entregar experiencias se trata, American Express cumplió una vez más con su objetivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *