Donna Karan abandona la dirección creativa de su firma

1435745172_319314_1435745411_noticia_normal

La diseñadora permanecerá vinculada como asesora a la marca que creó hace 30 años y se centrará en su firma Urban Zen y la filantropía

Probablemente a muchos jóvenes no les suene, pero Donna Karaninventó, a mediados de los ochenta y a través de su firma homónima, el aspecto que hoy sigue asociándose a la mujer poderosa y activa. Tres décadas de carrera a los que le diseñadora anunció este martes que pone fin como directora artística de Donna Karan International (DKI), aunque seguirá asesorando a la firma que fundó en 1984 con la ayuda su marido, Stephan Weiss, y la compañía Takiyho.

Inventó a mediados de los ochenta el aspecto que hoy sigue asociándose a la mujer poderosa y activa

LVMH [el conglomerado del lujo es propietario de la marca desde 2001] y yo hemos tomado esta decisión después de meditarlo mucho tiempo”, asegura Karan en un comunicado. “He llegado a un punto en mi vida en el que necesito pasar más tiempo para desarrollar mis compromisos con Urban Zen [otra de sus marcas] y seguir mi visión de la filantropía y el comercio centrados en la salud, la educación y la preservación de las culturas. Después de estudiar el momento correcto de tomar esta decisión durante años, estoy convencida de que DKI tiene un brillante futuro y un equipo fuerte”, dice el comunicado de la creadora.

Donna Karan y Calvin Klein, en la alfombra roja de la última gala del MET. / CORDON PRESS

“Ha sido un privilegio para todos los que hemos trabajado con Donna y estamos encantados de que haya decidido quedarse como asesora. Estamos comprometidos a desarrollar todo el potencial de la compañía mientras seguimos siendo fieles al espítitu y valores que Donna ha tenido durante más de 30 años”, añadía en la nota Pierre-Yves Roussel, director ejecutivo de LVMH Fashion Group.

Gabardinas, chaquetas. Faldas rectas, jerseys neutros… toda una colección de básicos que revolucionaron (si bien de forma silenciosa) el guardarropa femenino y que se denominó “armario cápsula”. Con poco más de cinco prendas distintas cada temporada, Karan demostró que cualquier mujer podría vestir para cualquier momento o circunstancia. Si lo piensan, hay pocas formas más eficaces de combatir los preceptos de la moda dentro de la propia industria.

La gran promesa de la moda americana

Lo que sonará a muchos jóvenes son las siglas DKNY, que atienden al nombre Donna Karan New York, la marca menor de la diseñadora; pensada para moldear una estética más urbana y para, a golpe de precios asequibles, llevar los productos de firma a la mayor cantidad de público posible. Y les también sonará porque hace algunos meses la top del momento Cara Delevingne diseñó una colección dentro de la marca, porque, de un tiempo a esta parte DKNY se ha sumado a la macrotendencia que aúna deporte y diseño urbano y porque sus directores creativos son a día de hoy Public School, ese dúo de diseñadores formado por Dao-Yi Chow y Maxwell Osborne que colecciona premios y lleva varios años ostentado el titulo de “gran promesa de la moda amercana”.

Public School, el dúo de diseñadores formado por Dao-Yi Chow y Maxwell Osborne. / CORDON PRESS

Por eso, el hecho de que Donna Karan, de 66 años, acabe de anunciar que se retira tras más de 30 años de profesión no hace sino remarcar aún más los tiempos que vivimos. Primero, porque desaparecerá (al menos por el momento, ya que la empresa ha decidido no buscar un sustituto inmediato) únicamente Donna Karan, la marca madura [no habrá desfile primavera/verano 2016 en la semana de la moda de Nueva York de septiembre]. Segundo, porque DKNY continuará en la brecha, a manos, eso sí, de este dúo de creativos jóvenes, realizando prendas de tendencia y asociándose con esas nuevas modelos que hoy son celebridades. Y tercero, porque Karan ha anunciado que va a centrar sus esfuerzos en Urban Zen, la tercera pata de la ompaía, una enseña fundada en 2007 dedicada al bienestar, la meditación y la vida sana, o lo que es lo mismo: dedicada al otro gran pilar que mueve la moda en 2015; la salud y la contaminación del uniforme de yoga en la indumentaria urbana. Reinventarse o morir, dicen. Y Donna Karan, que supo ver antes que nadie las demandas de las mujeres de tres décadas, es una experta en esto de adivinar el futuro.

http://elpais.com/elpais/2015/07/01/estilo/1435745172_319314.html” />

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *