Piaget Altiplano Cronograph: doble record de delgadez

unnamed

Una vez más Piaget rompe el record de los guardatiempos ultraplanos con su modelo Altiplano Cronograph, el cual, además incluye una gran complicación relojera que enaltece los ya conocidos atributos de los relojes Piaget. Con su movimiento de 4,65 mm y sus 8,24 mm para la caja, el modelo expresa la sutileza atemporal de la colección Altiplano.

 

Piaget presenta un nuevo cronógrafo ultraplano perteneciente a su emblemática colección Altiplano. Por primera vez en esta línea de atributos puros y contemporáneos se incluye una gran complicación relojera que, al mismo tiempo, establece un nuevo récord en el terreno del ultraplano, un arte exigente en el que la Maison ha destacado constantemente desde 1957.

 

Por primera vez, esta línea emblemática, da la bienvenida a una gran complicación, un recién llegado a la lista de los 37 movimientos creados enteramente por Piaget y que es apreciado por todos los auténticos conocedores de la Alta Relojería: el cronógrafo de cuerda manual. Aunque este clásico de la Alta Relojería se reserva normalmente para guardatiempos que presentan líneas tradicionales, Piaget ha optado por alojarlo en una caja que muestra un diseño esbelto, sobrio y contemporáneo.

 

Piaget es un gran maestro en el arte de crear relojes de extrema delgadez, así lo garantizan sus 14 récords mundiales. Esta vez, su nuevo calibre cronógrafo de cuerda manual de 883P y tan solo 4,65 mm y una caja de 8,24 mm se establecieron como un nuevo doble record.

 

La última adición a la gama de movimientos desarrollados completamente por Piaget se denomina 883P y deriva del movimiento automático 880P, que es uno de los más delgados del mercado. Es precisamente este conocimiento pacientemente adquirido, el que permite presentar ahora a la Manufactura de Alta Relojería Piaget el cronógrafo flyback de cuerda manual más plano del mundo en términos de calibre y caja ultraplana.

Los relojeros y desarrolladores internos de la firma buscaron conseguir aplicaciones extremadamente delgadas en todos los componentes, bien sea para el engranaje del cañón (0,12 mm), el conjunto del barrilete (0,115 mm), el dedo de marcha del cronógrafo (0,06 mm), así como la finura de la esfera, de los ajustes de manillas y de la sujeción del cristal. El resultado final es un calibre 883P dotado con una reserva de marcha de 50 horas y displays de horas, minutos, segundero pequeño a las 6, junto con un contador de 30 minutos a las 3 y doble huso horario con indicación de 24 horas a las 9. Se distingue también por su función flyback que sirve para restablecer las manecillas del cronógrafo a cero simplemente presionándolas y reiniciando de forma automática un nuevo ciclo. Por otra parte, el cronógrafo está controlado por una rueda de columnas responsable de coordinar todas sus fases, y por un sistema de embrague vertical que asegura una precisión perfecta. El movimiento, finamente elaborado, es visible a través del fondo transparente y presenta un elevado refinamiento estético en los acabados aplicados siguiendo las tradiciones más nobles en el arte relojero: Côtes de Genève circulares, platina perlada, puentes biselados, ruedas motivo sol y tornillos azulados.

 

Más en www.Piaget.com

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *