Turismo

36 horas en Panamá

Bañado por el Caribe y el Pacífico, este país es tierra de contrastes. Desde la obra de ingeniería del Canal, que este año celebra su centenario, a las playas de Isla Pelícano.
Panamá se prepara para celebrar los 100 años de la construcción del Canal, la vía interoceánica que en la actualidad genera el 26% del PIB. Más allá de las disputas entre la Autoridad del Canal y el consorcio constructor por los sobrecostes de las obras, este país de 3.405.000 habitantes situado entre dos continentes sigue asombrando al mundo. La prosperidad económica se palpa especialmente en la Ciudad de Panamá, que fue saqueada por piratas en el siglo XVI y hoy sigue atrayendo a buscadores de fortuna. En ella conviven las calles coloniales del Casco Antiguo y un trepidante centro financiero lleno de rascacielos que la convierten en «la Dubai de Latinoamérica». Pero no hay que olvidar que más del 30% del territorio de Panamá (que en lengua indígena significa «abundancia de peces») es reserva natural: su capital está rodeada de bosques tropicales donde habitan más de mil especies. Tierra de contrastes, mientras en sus islas paradisiacas habitan pueblos indígenas, el Biomuseo construido por Frank Gehry abre sus puertas para contar el origen del istmo, surgido del mar hace tres millones de años.

DÍA 1. 08:00 H. Check in en el Hotel Bristol

Ubicado en el distrito financiero, está a un tiro de piedra de la Avenida Balboa, donde se concentran los centros comerciales. Cuenta con 158 lujosas habitaciones y suites, además de piscina exterior, spa y servicio de mayordomo (desde 117-158 euros/noche). Es famoso su restaurante Sal si puedes. (www.thebristol.com).

09:30 H. Tras los pasos de Pedro Navaja

Panamá La Vieja fue arrasada por el capitán Morgan en 1671; dos años después, sus moradores la reconstruyeron en una zona situada a 10 km que hoy se conoce como Casco Viejo o barrio de San Felipe [1], declarado Patrimonio de la Humanidad. Asentado sobre una pequeña península y rodeada de arrecifes rocosos, se organiza en torno a la plaza de la Catedral. Es parada obligada la iglesia de San José por su famoso altar barroco cubierto de pan de oro, pero no está de más explorar el arte de vanguardia en galerías como Diablo Rosso (www.diablorosso.com). Si el calor tropical aprieta, podemos comprar un sombrero panameño en Victor’s, probar un helado en Granclément (www.granclement.com) o tomar la mejor cerveza artesanal en La Rana Dorada (www.laranadorada.com). Siguiendo los pasos de Pedro Navaja, el personaje que inmortalizó Rubén Blades, llegamos al paseo Esteban Huertas, con vistas espectaculares a la bahía.
Esclusas. Elevan los buques desde el mar Caribe y los descienden hasta el océano Pacífico. En la imagen, la de Miraflores.

Esclusas. Elevan los buques desde el mar Caribe y los descienden hasta el océano Pacífico. En la imagen, la de Miraflores.

12:30 H. Almuerzo frente a las esclusas de Miraflores

El Centro de Visitantes de Miraflores es el sitio perfecto para contemplar los barcos que cruzan el Canal. A lo largo de esta vía transoceánica de 47,9 km hay tres grupos de esclusas (Gatún, Pedro Miguel y Miraflores [2]) cuya finalidad es elevar los buques desde el lago Gatún, en el mar Caribe, y descenderlos hasta el océano Pacífico. Mientras comemos en la terraza del restaurante Miraflores (www.elpanama.com/best-restaurants-panama/miraflores-es.html), ubicado en el hotel El Panama, observamos la apertura y cierre de las esclusas. La ampliación del Canal, valorada en unos 4.000 millones de euros, permitirá el paso de buques de mayor tamaño, los conocidos como Post Panamax. Además, reducirá el desperdicio de agua hasta en un 60%. Se prevé su finalización en 2016.

16:00 H. Paseo por la Cinta Costera

Inspirada en el Aterro do Flamengo de Río de Janeiro, la Cinta Costera [3] es una zona ganada al mar para descongestionar el tráfico de la ciudad. A lo largo de sus 25 hectáreas y 3,5 km de longitud hay parques, pista de atletismo, carril bici…

17:00 H. Asombroso skyline

Desde este paseo marítimo casi tocamos con los dedos el skyline de la ciudad [4]. Con 110 proyectos de gran altura en construcción y 127 ya construidos, Panamá es el Dubai o el Singapur de Latinoamérica. Destaca la silueta en forma de vela desplegada del Trump Ocean Club International Hotel & Tower (www.trumphotelcollection.com), que con sus 70 plantas y 280 m de altura es el rey de los rascacielos (desde 132-225 euros/noche). En el piso 13 hay una terraza con cinco piscinas frente al mar. Otro hotel de lujo inaugurado el pasado 2013 en pleno corazón de la ciudad es el Waldorf Astoria Panamá (desde 126-184 euros/ noche.www.waldorfastoriapanama.com).

20:00 H. La habitación de Daniel Craig

El Casco Antiguo destaca por su ritmo caribeño, su variedad gastronómica (más de 30 restaurantes) y su ambiente nocturno. Tres buenas opciones son el peruano Ciao Pescao!, con 12 tipos de cebiche; el panameño-español Manolo Caracol, (www.manolocaracol.net) o la cocina de fusión internacional de Tántalo Kitchen, en la planta baja del hotel boutique Tántalo (desde 122-165 euros/noche. www.tantalohotel.com). De ambiente moderno y eco friendly, sus 13 habitaciones reflejan el arte urbano panameño. Más tranquilo es el Canal House (desde 143-235 euros/noche. www.canalhousepanama.com), una antigua mansión colonial de tres habitaciones. En una de ellas se alojó Daniel Craig durante el rodaje deQuantum of Solace.

DÍA 2. 05:00 H. Isla Pelícano con la tribu Guna

Desde Puerto Cartí embarcamos rumbo al archipiélago de Guna Yala [5] para conocer a la comunidad Guna, uno de los siete grupos étnicos del país, que en total agrupan del 5% al 8% de la población. En la diminuta y paradisiaca Isla Pelícano compramos la típica mola (tela artesanal con dibujos geométricos de variados colores) y almorzamos un delicioso centollo con arroz y coco (www.gunayala.com).

15:00 H. Snorkeling en Isla Perro

De regreso a Puerto Cartí paramos en Isla Perro [6] para hacer snorkeling. Junto a la playa hay un barco abandonado colonizado por peces payaso, anémonas y corales.

19:00 H. Shopping

De vuelta en la ciudad, los amantes de las compras pueden calentar su tarjeta de crédito en tres grandes malls: Albrook Mall, Multiplaza Pacífico y Multicentro.

20:30 H. Cena en Maito

Una de las mejores opciones para cenar es el restaurante Maito, especializado en nueva cocina panameña (Sancocho a la leña, Ropa vieja al achicote, etc.). Aliado con los productores locales, cuenta con su propia huerta orgánica (www.maitopanama.com).

DÍA 3. 09:00 H. Ampliación del Canal

Desde el Centro de Observación de la Ampliación del Canal, en la ciudad de Colón [7], tenemos el privilegio de contemplar en tiempo real cómo transcurre esta gran obra de ingeniería. Tras una disputa por los sobrecostes, ha vuelto a reanudarse y en la actualidad emplea a unos 6.000 trabajadores. Desde el mirador, a 60 metros sobre el nivel del mar, se divisa el lago Gatún, conexión esencial de la vía interoceánica. (www.micanaldepanama.com)

11:00 H. «Congos» de Portobelo

A 50 km de Colón está Portobelo [8], legendaria población de la época colonial. En este puerto se embarcaba hacia Europa el oro de América del Sur, lo que atrajo a piratas y corsarios, como Francis Drake o William Parker, de ahí las fortificaciones españolas que aún se conservan. Hoy la ciudad apenas supera los 2.800 habitantes. Es famoso su Festival de Diablos y Congos, que representa las rebeliones de los esclavos. Muchos artistas locales se ganan la vida pintando congos, los coloridos personajes que participan de este baile, sobre todo el de La Reina. Sus trabajos se pueden ver y adquirir en la Fundación Bahía de Portobelo. (www.fundacionbp.org/es).

12:30 H. Hotel chic entre manglares

Integrado en un paisaje exuberante, en plena Bahía de Portobelo, hay un hotelito con encanto que aúna naturaleza y diseño: El otro lado. Dispone de cuatro exclusivas cabañas en torno a una piscina infinita y ofrece desde buceo a paseos por los manglares. En su restaurante se fusiona la cocina autóctona de Portobelo con la propia de otras latitudes. (www.elotrolado.com.pa).

16:00 H. El biomuseo de Frank Gehry

En la Calzada de Amador, próxima a la entrada del Canal por el Pacífico, se alza el nuevo Biomuseo de Frank Gehry [9] con su tejado de colores. El edificio, integrado por ocho salas de exhibición, se ideó para contar cómo el istmo de Panamá surgió del mar hace tres millones de años. (www.biomuseopanama.org).

20:30 H. Despedida

Tras cenar en Los Siete Mares (www.grupoherrero.com), especializado en pescados y mariscos y con música de piano bar de fondo, regresamos al Casco Viejo. Desde la terraza del hotel Tántalo (desde 312-404 euros/noche), con un cóctel en la mano, contemplamos absortos el skyline iluminado antes de decir adiós a esta cautivadora ciudad.

Cómo llegar

Desde el pasado 6 de julio, Iberia ofrece vuelos diarios a Ciudad de Panamá (a partir de 650 euros). También operan (con escalas) TAP, KLM, Air France o Delta. Más información:visitpanama.com

Periodista.Editora marcelafittipaldi.com.ar. Ex-editora Revista Claudia, Revista Telva España, Diario La Nación, Diario Perfil y revistas femeninas de la editorial

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.