Moda

Los cuatro mandamientos del diseño

Diseños únicos: collar con camafeo de Wempe, reloj de bolsillo de Longines, platos de Damien Hirst y reloj de salpicadero de Hanhart.


– Reglas básicas para hacernos con los objetos más exclusivos y elegantes
1. A la medida
Hay modelos fabricados en serie que mantienen su valor, claro, pero nada como una joya única.  El servicio por encargo de la casa alemana Wempe crea piezas espectaculares, según tus requerimientos, en su taller de Schäbisch Gmünd.  Para legar a tus nietos o, simplemente, mirar embelesado.
2.  Artesanía sí, pero ‘sexy’
¿Admiras el baile entre el arte y el negocio de Damien Hirst?  Estos doce platos tienen estampadas sus caleidoscópicas mariposas, están firmadas y son más fáciles de colocaren casa que un tiburón en formol (su precio escandaliza, pero no indigesta).
3. Mantener la línea
El Lépine conmemora el 180 aniversario de Longines y es toda una lección de lo que debe ser un reloj: tan funcional, elegante y proporcionado que buscarás excusas para sacarlo del bolsillo todo el tiempo.
4.  O es funcional o no será
En 1924 Wilhelm Hanhart creó su primer cronógrafo.  Y tuvo tal éxito que, en los años siguientes, la casa relojera de su familia llegó a liderar la producción de estos instrumentos.  Hoy Hanhart es una firma de culto y sus relojes y cronómetros de salpicadero Classic Times siguen siendo un símbolo de estatus motorizado.  Búscalos en cualquier coche clásico que se precie.

Periodista.Editora marcelafittipaldi.com.ar. Ex-editora Revista Claudia, Revista Telva España, Diario La Nación, Diario Perfil y revistas femeninas de la editorial

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.