Moda

Los bolsos de Karl

Lagerfeld tiende a resultar controvertido, coquetea con el buen gusto hasta ponerlo en entredicho con su atrevimiento y descaro; quizá por eso, siendo el director creativo de una firma icono del más selecto y clásico de los gustos como es Chanel, necesitaba nuevas vías para seguir dando rienda suelta a lo más rebelde de sí mismo, eso de lo que ya había dejado muestras en su etapa en Fendi cuando eligió a Moana Pozzi, actriz italiana de cine erótico, para presentar una de sus colecciones; se descolgó además con un ‘las mujeres comunes caminan como Moana y como modelos al 50%’.
Esa nueva vía es, sin duda, su firma, Karl Lagerfeld, donde no se debe a nada más que a su creatividad.
En lo que a bolsos se refiere, y aunque eso pueda incomodar un punto a su orgullo, Lagerfeld juega con ventaja desde Chanel; no en vano fue Coco quien llegó casi a institucionalizar el bolso como complemento femenino; no a inventarlo, porque el uso del bolso  es una costumbre tan prehistórica como el de la misma rueda e incluso lo vemos colgar de las manos de figuras femeninas en algunas pinturas rupestres, también en pinturas funerarias egipcias, en la edad media lo utilizaban tanto ellas como ellos sujeto a la cintura, cosa que resulta hoy de gusto trasnochado, y, llegados al siglo pasado y sus felices años veinte, llegó la explosión del bolso en todas sus formas y tamaños a juego con la indumentaria, con Coco Chanel como abanderada de una tendencia que no dejaría ya nunca de serlo.
Y así, Lagerfeld mismo en su visión a veces loca de la moda, desde la sabiduría parisina de Chanel en cuanto a lo que el bolso se refiere, y más que nada desde su libertad creativa en Karl Lagerfeld, nos propone algunos para la primavera y el verano que vienen.
Se trata de una colección que se define por su utilidad, con múltiples espacios para dar acomodo a todo lo que nos gusta llevar encima, y no sólo a nosotras, también a ellos porque incluye dos nuevas versiones del kamera bag, el icónico bolso unisex, en tamaño maxi y mini;bowletto es el nuevo bowling salpicado de cremalleras tanto en nylon como en piel; kache bag en gris metalizado con el perfil de Karl a modo de animal print; y el keefer bag, el clásico contraste blanco y negro tan del gusto Lagerfeld.
Nos gustan los bolsos de Karl, más los de esta primavera… ¿y a ti?

Periodista.Editora marcelafittipaldi.com.ar. Ex-editora Revista Claudia, Revista Telva España, Diario La Nación, Diario Perfil y revistas femeninas de la editorial

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.