Retrospectiva de la moda a través de los impresionistas

En el famoso Musée d’Orsay, meca del Impresionismo, donde hasta el 20 de enero se podrá visitar la exposición ‘El impresionismo y la moda’. Mediante sesenta obras maestras de la pintura se muestra un recorrido por la sociedad y la moda de la segunda mitad del siglo XIX.
Este museo parisino junto con el Metropolitan de Nueva York y el Art Institute de Chicago han escogido de sus grandes colecciones parte de las obras de los maestros del arte de la pintura relacionadas con la moda de su época.
Los pintores impresionistas, amantes de la luz, de sus reflejos y de trazar las imágenes en lienzo como si fueran fotografías, se preocupaban por la vida cotidiana e inmortalizaron la sociedad francesa con todo detalle, plasmando así la vestimenta de la época. La moda parisina de sus tiempos era algo icónico, un arte al que no todos tenían acceso. Los representantes de esta corriente artística, interesados por el nacimiento de la sociedad industrial, retrataron en sus obras el arte de vivir y también el arte de vestir.
El conjunto de las más de sesenta obras expuestas en el museo se complementa con casi cincuenta vestidos y accesorios femeninos, algunos de ellos pintados en los cuadros. También se muestra la moda masculina de la época y un conjunto de grabados, dibujos, fotografías y revistas de moda de la segunda mitad del siglo XIX, entre los cuales se encuentra el diario publicado por Stéphane Mallarmé, ‘La Dernière Mode’, conocido como una de las primeras editoriales de moda. Entre las piezas de la exposición se pueden ver también vestidos de Charles Worth, el primer diseñador de alta costura que se conoce en la historia de la moda.
La exposición consta de varias partes: la vestimenta del ama de casa, sus batas elegantes, corsés y vestidos para recibir a los invitados. La aparición de las actividades de ocio y la vestimenta de noche, se exponen toda una gama de trajes: vestidos de cenas, de teatros y los vestidos de baile que nos transportan al ‘Moulin de la Galette’, lugar donde se desarrollaban los eventos sociales más importantes de la época.
Otro tema interesante que se puede apreciar en este recorrido histórico de la moda esla mujer en su intimidad. Cuadros que causaron un gran escándalo en su tiempo por su estética voyeur y que muestran la silueta femenina dejando al descubierto sus secretos como el uso del corsé, que resaltaba la cintura y ponía en valor el pecho. En el ‘Paraíso de las Damas’ se observan todo tipo de accesorios como sombrillas bastones, abanicos…
La muestra femenina se complementa con ‘El hombre del mundo parisino’ y una representación de trajes de corte clásico, gabanes, sombreros…. El recorrido acaba con las actividades al aire libre, algo muy importante en aquellos tiempos donde las damas y los caballeros salían a lucir su vestimenta. Para los impresionistas laevocación del ocio al aire libre está estrechamente relacionada con el mundo de la moda. Los parques de la capital, jardines de las afueras o el famoso bosque de Fontainebleau, son espacios propicios para el despliegue de trajes elegantes, como lo demuestran ‘El Desayuno sobre la hierba’ y ‘Mujeres en el jardín’ de Monet.
‘La metamorfosis diaria de las cosas externas’, cita del conocido poeta francés Charles Baudelaire expresa lo que ha ocurrido en el siglo XIX. Ahora nosotros podemos verlo reflejado en las obras de los maestros de la pintura que hoy en día nos sirven como referencia para ver la evolución de la moda a lo largo de los siglos. Patrocinada porLVMH (LVMH Moët Hennessy Louis Vuitton) y Christian Dior, ‘El impresionismo y la moda’ es una exposición que ha viajado desde Nueva York a París y que se convierte en una de las grandes citas europeas de la moda de este otoño.
‘El impresionismo y la moda’ permanecerá en el Musée d’Orsay del 25 de septiembre de 2012 al 20 de enero de 2013.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *