Un nuevo Belle Epoque, 110 años después

Luego de 110 años, uno de los champagnes más exclusivos y con más tradición vinícola se renueve. A no alarmarse. Lo que se ha modificado del Belle Epoque, la joya de la corona de la casa Perrier-Jouët, es el diseño original de 1902. La obra de Emile Gallé, que engalanaba la botella desde hace más de un siglo, ha llegado a convertirse en seña de identidad del espumoso. Así llega al mercado Florale Edition, la primera edición limitada del Belle Epoque desde su creación. Makoto Azuma, conocido por sus esculturas botánicas, ha sido el elegido para dar forma a la inédita pieza de cristal que saldrá a la venta en septiembre por un precio aproximado de 250 euros. «Perrier-Jouët y yo compartimos los mismos valores de tradición, pasión por la naturaleza y originalidad genuina«, confiesa el artista japonés, quien ha basado el inédito diseño en las anémonas blancas de su país natal combinadas con otras especies florales realizadas a mano en oro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.